martes, 7 de julio de 2015

CONVERSIÓN ÚTIL DE LA ENERGÍA SOLAR

El objetivo es aprovechar al máximo los efectos físicos de la radiación , adecuando los dispositivos de captación de la misma, a fin de obtener la energía en la forma que se precise para cada necesidad .

Los procesos de conversión pueden ser directos , cuando éstos se realizan en una sola etapa , es decir , cuando se pasa en un solo proceso de la energía de radiación electromagnética que transporta la luz solar a la forma final de energía utilizable (por ejemplo los colectores térmicos) , e indirectos, cuando la forma final de energía proviene de la energía solar a través de dos ó mas procesos intermedios (por ejemplo la misma energía eólica , determinados procesos termoeléctricos ó termodinámicos).

Básicamente, recogiendo de forma adecuada la radiación solar, podemos obtener calor y electricidad.

La forma activa más importante de utilización de la energía solar es la conversión térmica, aprovechando la energía que transporta la radiación para elevar la temperatura de algún sistema, pudiéndose aumentar el rendimiento de conversión concentrando la radiación solar mediante lentes o espejos.

Otra forma activa para aprovechar la energía de la radiación solar es la conversión fotovoltaica, que permite generar directamente corriente eléctrica a partir de la luz del Sol.

El calor se logra mediante los colectores térmicos, y la electricidad, a través de los llamados módulos fotovoltaicos. Ambos procesos nada tienen que ver entre sí, ni en cuanto a su tecnología ni en su aplicación.

Energía Solar Fototérmica : El calor recogido en los colectores puede destinarse a satisfacer numerosas necesidades. Por ejemplo, se puede obtener agua caliente para consumo doméstico o industrial, o bien para dar calefacción a nuestros hogares, hoteles, colegios, fábricas, etc. Incluso podemos climatizar las piscinas y permitir su uso durante gran parte del año.

También, y aunque pueda parecer extraño, otra de las más prometedoras aplicaciones del calor solar será la refrigeración durante las épocas cálidas .precisamente cuando más soleamiento hay. En efecto, para obtener frío hace falta disponer de un «foco cálido», el cual puede perfectamente tener su origen en unos colectores solares instalados en el tejado o azotea. En los países árabes ya funcionan acondicionadores de aire que utilizan eficazmente la energía solar.

Las aplicaciones agrícolas son muy amplias. Con invernaderos solares pueden obtenerse mayores y más tempranas cosechas; los secaderos agrícolas consumen mucha menos energía si se combinan con un sistema solar, y, por citar otro ejemplo, pueden funcionar plantas de purificación o desalinización de aguas sin consumir ningún tipo de combustible.

Energía Solar Fotovoltaica :Los sistemas de energía solar convierten la luz del sol en electricidad sin contaminar el medio ambiente. Su operación depende básicamente de dos recursos naturales comunes y abundantes: arena y sol.

Por más de medio siglo, las celdas solares (dispositivos que hacen la conversión de la luz del sol en energía eléctrica), han provisto de electricidad a los satélites y naves espaciales con enorme éxito. En base a lo observado, podemos asegurar que la energía solar resulta una alternativa viable para usos cotidianos en la casa o la industria.

La integración de un sistema fotovoltaico, depende de la solución que demande cada usuario en particular a sus necesidades de voltaje y corriente eléctrica , ó sea es un “traje a medida” de cada usuario, ya que depende, básicamente, de nuestras costumbres y de nuestra capacidad de racionalizar la energía eléctrica .

La aplicación más simple es el sistema de corriente directa, que utiliza la energía desde el módulo, sin utilizar dispositivo de almacenamiento y sin cambiar la forma de la potencia (por ejemplo un sistema de bombeo de agua con una bomba solar)

En contraparte, se encuentra el sistema autónomo, que requiere de un controlador para regular el flujo de la corriente, una batería para almacenar energía, y un inversor (opcional) en caso de ser necesario cambio de voltaje.

Las baterías son elementos indispensables de un sistema fotovoltaico cuando hay requerimiento de electricidad durante la noche o en días nublados. Estos dispositivos se recargan a lo largo del día, y almacenan energía utilizable en las horas de ausencia de luz solar.


Para mas Información contacte con nosotros:
Asesoramos a nuestros clientes y les ofrecemos soluciones adecuadas a cada caso particular, e instalamos y mantenemos productos y equipamientos eficientes.
C/. Arco, nº16. 35004 Las Palmas de Gran Canaria Islas Canarias. España.
Tlf.: +34 928 24 11 35
Fax: +34 810 101 348.
Dirección de correo electrónico: yuba@yubasol.com
Tienda Online: http://www.yubasolar.es/

No hay comentarios :

Publicar un comentario

Para publicar un comentario por favor registrate.

Web Analytics